Radio Pedal Home

… sobre el (no) trabajo

… sobre el (no) trabajo

Se acerca el primero de mayo y en Recomendame una peli es turno de hablar de películas que se relacionen con el mundo del trabajo, con la posibilidad de poder tener uno ante la falta de certezas, con la suerte de mantenerlo ante el miedo que puede llegar a ocasionar la sola idea de perderlo. Muchas veces discutimos sobre cifras que intentan resumir cuántas personas consiguieron recientemente un empleo y sobre tantas otras que, lamentablemente, ya no lo tienen. En estas últimas ocasiones pareciera ser que todo se reduce a un simple número, dejando de lado que cada unidad es una nueva vida que tiene argumentos de sobra para conocer la angustia y la desesperación. Día Internacional de los Trabajadores y tres películas recomendadas. Allá vamos.

Ladri di biciclette (Ladrones de bicicletas. Dir: Vittorio de Sica. Italia, 1948)

Probablemente esta película, representativa del neorrealismo italiano, no debería estar en una lista de recomendaciones sino en una de obligaciones. En Italia, precisamente en la segunda posguerra, Antonio tiene la fortuna de conseguir un laburo para poder sobrevivir, y la desgracia de ser víctima de un robo, en el que no le sacan plata, ni el celular, ni las zapatillas; mucho peor: le roban la bicicleta, su principal herramienta de trabajo. Una hora y media de belleza cinematográfica por las calles de Roma, con Antonio y su hijo intentando recuperar lo que les fue quitado.

Los lunes al sol (Dir: Fernando León de Aranoa. España, 2002)

Si los domingos a las siete de la tarde nos viene una angustia que anticipa el comienzo de semana y la rutina, es porque tenemos la suerte de no pasar los lunes al sol. Aunque, tal vez lo de la rutina siga sucediendo: desde el cierre de un astillero en España para cinco personas no hay diferencia alguna entre lo que sucede cada nuevo día, entre bares y caminatas, entre alcohol y discusiones. El desempleo también trae rutina, que se reparte entre el aburrimiento, la desolación y la ausencia de esperanza. Con Javier Bardem en uno de sus mejores papeles no solo reflexionamos acerca de los días que transcurren luego de perder un empleo, sino que también aprendemos por qué las hormigas especuladoras castigan a las cigarras.

Deux jours, une nuit (Dos días, una noche. Dir: Jean-Pierre Dardenne y Luc Dardenne. Francia, 2014)

Sandra se toma licencia en su trabajo por temas de salud. El problema surge cuando la gerencia nota que, con un par de horas extra de trabajo de los 16 empleados restantes, puede suplantarla. Para efectivamente tomar la decisión de despedirla, se lleva a cabo una votación entre sus compañeros: pueden aceptar un bono por mil euros, que implicaría que Sandra se quede sin empleo, o resignarse al dinero y volver a la situación previa a la licencia. La votación se hace un viernes y queda claro que, de los 16, 14 prefieren el bono. No obstante, se tiene que volver a decidir el lunes, lo que posibilita a Sandra ir puerta por puerta durante el fin de semana para conseguir su mayoría de votos. No es fácil: ¿quién se tiene que poner en el lugar de quién?

29 Abril 2017

Facebook FanBox