Radio Pedal Home

Estadoculto: la reivindicación del rock pesado

Estadoculto: la reivindicación del rock pesado

El miércoles recibimos la visita de una de las tantas bandas under que abundan en el circuito del rock pesado: estamos hablando de la gente de Estadoculto que vinieron a charlar con nosotros a los estudios de Radio Pedal para contarnos de su historia, de su música y de la previa del show que brindaron el sábado 9 de diciembre, en el Metal Fest Colón 3, junto a un montón de bandas más.

Camarón Bordagorry (voz), Richard Domínguez (guitarra), Rodrigo Dos Santos (guitarra) y Damián Silva (bajista y gurú) fueron quienes estuvieron charlando con nosotros, la banda la conforma también Leonardo Pérez (batería). 

La banda está cumpliendo cinco años de existencia. El puntapié inicial lo dio Richard: él tenía ganas de armar una banda, tenía algunos temas, tocaba en su casa solo y tenía la necesidad de salir de esas cuatro paredes. Ahí conoce a Camarón, que además son compañeros de laburo. La movida se dio en una cantada, en un festival de fin de año, y Richard lo reclutó. Luego, citó a Damián, con quien ya había tocado alguna vez en algún boliche y a Rodrigo, el hermano de su profesor de guitarra.

Con los temas que Richard tenía de bandas que quedaron en la nada y algunas maquetas comenzaron a laburar y a recorrer este camino.

El nombre de la banda es un juego: “Estado culto” o “Estado oculto”, si bien se escribe todo junto, hace que la gente interprete libremente el asunto. Camarón cuenta que el nombre salió de un ensayo donde, en medio de una zapada, Damián se dio vuelta y dijo: “Esto es Estadoculto”. Antes tenían un nombre “agreta” que no quisieron revelar.

Este año salio el primer disco de la banda llamado Antes que terminen mis días, grabado en Montevideo Records, con Pablo Soñora, luego de un arduo trabajo de un año.

Los primeros cuatro años fueron de toques, hasta que decidieron grabar material. Ocho meses antes tomaron la decisión de meterse en el estudio, grabaron maquetas, hicieron una preproducción donde se grabaron batería y bajo, trabajando las guitarras y la voz arriba de eso, luego la batería y el bajo se metieron a estudio y grabaron juntos, y por último lo hizo el resto de la banda.

En mayo de este año salió el tan preciado disco que presentaron en el Centro Cultural de la Terminal Goes.

“Había que cerrar una etapa y se dio por decantación”, cuenta Damián sobre la grabación del disco. “Había que plasmar todo el laburo realizado […], el primer tema del disco habla un poco de eso”, cuenta Rodrigo y agrega: “Sirve como una presentación y para golpear algunas puertas […]: ahora tenemos un disco”.

También hubo una especie de empuje de la gente que no tenía cómo encontrar material de la banda. Hoy en día el material está subido en Spotify y también está el CD en formato físico para poder comprarlo.

Las canciones que están en el disco son los que venían tocando últimamente, pero dejaron algunos temas que están desde el inicio afuera. “Nos pusimos bastante exigentes”, cuenta Camarón. Hubo algunas mutaciones con algunas cosas que sumaron al final y quedó un disco de 11 canciones. “Hay temas que nos hemos olvidado en estos cinco años”, cuenta Rodrigo.

Las letras de las canciones son situaciones del diario vivir, cosas que les han pasado, cosas que les han pasado a amigos, cosas que les pasan a otras personas poniéndose ellos en su lugar, pero siempre intentando dejar un mensaje positivo. “No usamos casi metáforas”, dice Camarón, el 90% de las canciones son letras directas.

Hace un mes se presentaron en el Colón Rock, en el Teatro de verano de Colón, en el Monte de la Francesa, esa fue la segunda vez que participaron de ese festival y ven que es una movida que va creciendo año a año. Para ellos es un placer poder tocar en el barrio que los cobija.

Este fin de semana tocaron en el Metal Fest Colón 3, donde repitieron escenario y dicen que “se metieron por la ventana al festival”. Es un evento que antes se hacía en Las Piedras y esta vez, por problemas de lugar, Colón les brindó el escenario. Las otra bandas que vinieron a tocar son de La Paz, Progreso, Santa Lucía, con las que compartieron escenario por primera vez.

“Que se haga este festival acá habla de algo”, cuenta Damián, que se pudiera transformar en un lugar cultural cuando antes se conocía como un lugar perdido y de cosas malas tiene algo de magia. “Que se haga el Metal Fest 3 acá es muy importante”, afirma.

Sobre salir a tocar en vivo, ellos nos cuentan que es lo más divertido que hay. Ponen mucha energía y mucha adrenalina, y tocar en lugares grandes y con buen sonido es espectacular. Los toques siempre dejan una experiencia nueva y se disfrutan como el primer día, y eso se lo transmiten a la gente con la que tienen una gran interacción. “Alegría, fuerza y rock pesado”, ese es el espíritu del vivo.

Camarón dice que disfruta más que el resto: “A mí me gustan las luces”, cuenta entre risas. Le encanta tener un ida y vuelta con la gente mientras dura el show: “Eso me encanta”, afirma.

Sobre la movida general del rock uruguayo dicen que hay mucha oferta en la vuelta y lo que falta es dar un poco de lugar.

Consultados por alguna estigmatización sobre el rock pesado, Damián cuenta que “hoy la gente tiene la mente más abierta; ya no somos los chicos malos, ese cuento se terminó, hay un tema de movidas y gustos, nosotros no pensamos lo que les gusta a los demás, si fuera así haríamos reggaeton”.

La banda apuesta fuerte a la autogestión, busca abastecerse, tener equipos propios, para depender cada vez menos de los lugares donde van, y van por buen camino hacia eso.

A modo de adelanto el 23 de diciembre van a estar festejando los cinco años y el lanzamiento del disco, en el Complejo América, junto a un montón de bandas amigas de la zona para rematar el 2017 con todo, en un toque que promete tener un gran sonido y mucha concurrencia.

Para cerrar cada uno nos dejó una reflexión sobre lo que significa la banda en sus vidas y lo que han sido estos cinco años. Además, como siempre, contaron un par de anécdotas preciosas con las que nos reímos todos.

Como primicia también nos contaron que el 20 de enero van a tocar en El León, en Valizas, y que el 11 de febrero van a estar tocando en Buenos Aires. Además, dejaron un deseo en el aire para este 2018: “Poder tocar en todos los barrios de Montevideo”.

Texto: Darío Larmini

Escuchá la nota completa con Estadoculto en el siguiente link:

13 diciembre 2017 Sapos de otro pozo

Facebook FanBox